miércoles, 23 de septiembre de 2009

Me mandaron a tomar Actos

Dios mío no. NO si tiene sobrepeso. No si su problema es que no tolera el Glafornil o Glucofage y lo que usted tiene es sólo hiperinsulinismo sin azúcar o glicemia elevada. El Actos es un recurso SOLO para quienes ya llegaron a dosis máximas de Glucofge o Glafornil, y aún así tienen el azúcar elevada o para aquellos que nunca pudieron ser canndidatos a estos por tener alguna contraindiciación. Pero no es tratamiento sólo para resistencia a la insulina. No. Porque retiene líquido. Porque engorda en algunos. Y porque no resuelve el problema de base. Su problema, de base, es que tiene que adelgazar. Por más que se sensibiliza a la insulina, si usted no pierde el sobrepeso, con el tiempo igual llegará a tener azúcar elevada. Porque el Actos no cura. No es antibiótico para una infección. Que si cura. Si tiene amigdalitis por estreptococo y toma penicilina, usted se cura. No más amigdalitis. No más penicilina. Pero así no fiunciona el Actos. Si tiene resistencia a la insulina y toma Actos, igual no se cura. Sólo vale la pena tomarlo, si tiene el azúcar elevada. El Actos está bien indicado, ya porque usted no tiene sobrepeso y si tienen resistencia a la insulina, o porque con sobrepeso, el glucofage o glafornil no han sido suficientes para comtrolar su azúcar que la tiene elevada. Pero si su problema no es el azúcar elevada, sino únicamente la insulina elevada, entonces sería un error tomarlo. Es preferible que coma sin harinas y azúcares, haga ejercicio, y se suplemente con Magnesio, Alpha Lipoic Acid, y Cromo. Y que pierda peso. Porque perder peso si cura. Si revierte la resistencia a la insulina. Recuerde, no suspenda medicamentos sin supervisión de su médico. No tome medicamentos sin supervisión de su médico. Y recuerde también, que si usted no tiene sobrepeso, entonces no tiene problema en tomar el Actos si se lo indicaron.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada